Marketing personal

Marketing personal empresa telemarketing

Marketing personal

¿Qué es el marketing personal?

 

A lo largo de los años seguramente habrás visto ejemplos de ello y puede que no hayas sido consciente. Te explico qué es: no es otra cosa que el proceso a través de técnicas de comercialización por el que conseguimos que una persona sea promovida y difundida como marca, para destacar frente a la competencia por sus propios valores.

Esto es algo que no solamente hacen los grandes empresarios, sino que nosotros mismos lo hacemos sin darnos cuenta. ¿Te has preguntando realmente alguna vez qué haces en un proceso de selección? Básicamente venderte, resaltar tus puntos fuertes y que te hacen totalmente diferente de la competencia, para que de esta manera la persona que te está haciendo la entrevista se fije en ti y no en los demás.

Esto mismo es lo que hacen las empresas pero utilizando las técnicas que te cuento paso a paso a continuación:

  • Marketing digital: sin duda uno de los puntos más fuertes hoy en día para no solamente darte a conocer sino para transformar usuarios desconocidos en leads y transformarlos a fieles seguidores. Lo vamos a conseguir a través de web, landing page, newsletter, redes sociales, etc.
  • Marketing Offline: como la propia palabra lo dice, es todo aquel marketing que no está relacionado con internet, es decir, campañas en radio, tv, periódicos, etc.
  • Outbound Marketing: básicamente las empresas externalizan esto a callcenter y a través de unas bases de datos, te llaman para venderte sus productos. Este método puede llegar a ser molesto si se ponen en contacto contigo a unas horas que no son las mejores.
  • Inbound marketing: está relacionado con el digital y se trata de aumentar nuestros leads a través de contenido útil, relevante y dándole valor para que sea atractivo y sientan las ganas de escribir su correo electrónico para acceder al contenido.
  • Marketing de contenidos: es la estrategia que vamos a usar en el inbound marketing, a través de blog y newsletter y que estén en sintonía con la forma en la que se comportan tus clientes para que así muestren ganas de comprar o contratar tus servicios. No hay nada más potente ni rentable que tener personas que se sientan fans de tu marca.

Todo esto nos va a llevar a dos objetivos clave en el telemarketing y que están relacionados entre ellos, por un lado crearemos una reputación tanto online como offline, que es lo que nos va a diferenciar frente a la competencia, ya que a cuanta mejor sea, mayores comentarios positivos tendremos y por tanto nuestros productos serán vistos con una mentalidad totalmente positiva.

Y como consecuencia de esto nuestra marca tendrá un valor positivo y si tú eres la cara visible de ese producto y esa reputación es buena, la gente cuando te vea mostrará empatía, cercanía y tendrá la necesidad de tener tus productos o servicios.

Para crear una estrategia de marketing personal tenemos que hacer un estudio muy detallado de lo que somos y hacia dónde queremos llegar. Para ello es fundamental rodearnos de profesionales que estén en nuestra sintonía para que capte los valores que queremos transmitir.

Lo que van a valorar de nosotros, es la apariencia, las formas, los valores y todo aquello que al ser mostrado también será puesto en valor. Tienes que tener en cuenta que si quieres ser asociado a la marca tienes que mostrar una imagen totalmente impecable.

Para poder llevar a cabo esta estrategia tenemos que tener en cuenta una serie de factores importantes.

Para empezar tú mismo, es decir, tu personalidad, tus relaciones. Si quieres tener éxito, te tienes que mostrar totalmente seguro de lo que dices, cómo lo dices, qué haces. Tienes que ser convincente, positivo, tener don de gentes y ser enérgico. Así, las personas tendrán la necesidad de ser como tú y entenderán que para que eso suceda tienen que comprar tus productos.

También debes rodearte de  que personas que sean compatibles contigo, para que les ayudes a crecer, no solo a nivel de trabajadores sino a nivel de empresa, esto ayudará a mejorar si cabe tu imagen frente a la competencia.

Sé un ejemplo a nivel profesional. La gente que ha crecido laboralmente empezando desde cero y han creado empresas grandes, terminan siendo un ejemplo para la sociedad y un espejo en el que reflejarse.

Esto es importante, ya que según la imagen que transmitamos nos acercaremos a un tipo de público u otro, por lo que tenemos que ser lo más fieles posibles a nosotros mismos.

Debemos crear tanto un mensaje como un slogan que sean llamativos, impactantes y que de una sola visual llamen la atención de las personas que queremos sean nuestros leads y que terminen siendo los clientes fieles que se sientan identificados.

Una vez leído esto entonces entenderemos lo que hemos puesto de que estamos rodeados de personas que son identificadas como una marca.

Tenemos ejemplos como Amancio Ortega, que es la imagen de Zara, Steve Jobs fue la imagen asociada a Apple. Mark Zuckeberg creador e imagen de Facebook. Cada uno de estos ejemplos es un resumen de lo anteriormente hablado. Gente que se hizo a sí misma, que empezaron desde abajo y que terminaron creando imperios.

Y ahora que tengo claro todo lo necesario para poder convertirme en una persona-marca. ¿Por dónde empiezo?

Lo primero es pensar qué público quiero atraer. Como comentaba, tenemos que ser fieles y ver a quién nos vamos a dirigir para conseguir leads (puedes ver cómo se hace mi artículo “Generación de Leads”).

Tienes que crear tus objetivos a corto, mediano y largo plazo. Para ello usaremos la estrategia SMART:

  • Simple: Tienes que crearte un objetivo sencillo ya que si creas varios a la vez es bastante probable que no llegues a abarcar todos.
  • Medibles: es fundamental crear objetivos que se puedan medir, que sean tangibles, es decir, aumentar las ventas un 5% en un mes. Algo que es fácil de comprobar.
  • Alcanzable: los objetivos tienen que ser alcanzables en el tiempo y de manera razonable, es decir, si estoy empezando a vender no puedo pretender vender más que Amazon en un mes. Esto nos llevaría a un estado de desánimo total.
  • Realista: está relacionado con el anterior, es decir, tenemos que poner objetivos reales y no que sean imposibles de llegar a alcanzar.
  • Timely (en un tiempo determinado): los objetivos hay que marcarlos en una fecha determinada para así ir avanzando y no quedarnos atascados.

Una vez establecido esto, tienes que poner en valor tus cualidades, qué te va a diferenciar de la competencia, los motivos por los cuáles la gente debe confiar en ti y no en otros. Esto es lo que se llamará valores de marca. De este modo, cuando vendas tu marca la gente directamente pensará en tus valores y hará que se sientan identificados.

A partir de ahí llevarás a cabo las acciones de marketing que hemos visto anteriormente, web, marketing online, offline,  outbound y de contenidos. De este modo, ganarás leads y eso se transformará en rentabilidad y negocio para tu marca.

Y ahora, que ya sabes toda la información, ¿a qué estás esperando para hacer un buen marketing personal y que tu marca triunfe?

1 Comment
  • mesa comedor extensible
    Posted at 10:09h, 28 octubre Responder

    Muy buen post, me ha encantado, muchas gracias por la información,
    Espero poder llevarlo a cabo en mi empresa de mesas.
    Gracias

Post A Comment